Este lunes en MÚSICA EN EL AIRE hablamos de «El Perdón». Recibimos en vivo a la Terapeuta Holística María Laura Lapizaga para hablar de Inteligencia Emocional, esa capacidad para comprender, procesar y expresar nuestros sentimientos, así como identificar los sentimientos de los demás y poder conectar con ellos.

Escuchá el programa completo acá:

Por Maria Laura Lapizaga.

Saber perdonar no implica olvidar todo lo que nos hacen los demás sin importar cómo nos sentimos, sino que perdonar ayuda a liberarnos nosotros mismos de situaciones pasadas que ya no volverán a repetirse en nuestras vidas.

Si queremos disculparnos por un daño causado hay 3 pasos muy efectivos sobre cómo hacerlo, para enfrentar nuestra parte en el conflicto.
• Reconocer el daño que se ha causado.
• Pedir perdón de corazón.
• Reparar ese daño.

Esos 3 pasos son muy efectivos e importantes a la hora de poner en práctica el perdón, por que al reconocer el error de forma consciente estamos siendo sinceros con nosotros mismos por sobre todas las cosas. Siempre estamos a tiempo para pedir perdón y reparar cualquier relación, más allá de lo que para la persona que recibe esas disculpas es muy gratificante, para uno pedirlas es una liberación a nivel emocional sumamente importante.

Pedir perdón es una maravillosa oportunidad para soltar todo ese peso innecesario que cargamos de un pasado y así mirar y transitar por un presente mucho más libre de cargas.
Pedir perdón a los demás es una de las maneras más sanas de perdonarse a uno mismo. Muchas veces de forma equivocada nos quedamos sumergidos en un enojo o rencor innecesario por más tiempo del que tendría que haber sido. Pensamos que no perdonando o no pidiendo perdón vamos a castigar al otro y si lo analizamos bien nos damos cuenta que únicamente somos nosotros quienes nos estamos generando ese malestar en nuestras vidas.

Por lo tanto el día que despierto y me doy cuenta que vivir con ese resentimiento o rencor fundamentalmente está afectando mi vida, comienzo a buscar la forma de liberarme y la encuentro cuando aparece el perdón, porque entiendo que no soy perfecto, y que nadie es perfecto, que todos cometemos errores y nos equivocamos.
Pedir perdón y ser perdonado nos libera el Alma,

Pero la mente no olvida y esa es la lección de la vida.

Si quieres comunicarte con la Terapeuta holística María Laura Lapizaga, puedes hacerlo a través del 098 979 094 o por la página de Instagram de Alquimia Juan Lacaze