@perez_daro

mperez@cronica.com.ar

Gran debate y repercusión generó esta remake de Los Cazafantasmas, mucho antes de conocerse siquiera su tráiler. Es que la gran novedad era el elenco, puramente femenino, que conformaría el grupo de cazadores de espectros: Kristen Wiig, Melissa McCarthy, Katty McKinnon y Leslie Jones conforman el cuarteto. Las críticas no llegaron por el sacrilegio que puede significar el reinvento de un filme que es sagrado y toca la infancia de muchos, sino por machismo, entendiendo que no deberían ser mujeres las protagonistas como si eso modificara integralmente el argumento. Muy a pesar de los detractores, “Cazafantasmas” versión 2016 sale airosa de los comentarios misóginos respondiendo con buena comedia.

La historia comienza como si nunca hubiesen existido los queridos ídolos de los años 80, pero igualmente ubicadas en Nueva York. Erin Gilbert (Wiig) es una profesora universitaria de física que busca una cátedra importante en el lugar que trabaja, cuando un libro sobre fantasmas que escribió cuando era joven pone en peligro su postura formal, por lo que va a ver a su antigua amiga Abby Yates (McCarthy) que continúa con la búsqueda de lo paranormal junto a la rara Jillian Holtzmann (McKinnon). Desde ese punto, las obligaciones quedarán atrás por una serie de hechos fortuitos y Erin, despedida de su trabajo, se unirá al grupo. Encontrarán un muy apuesto pero estúpido recepcionista, Kevin (Chris Hemsworth) y saldrán a cazar fantasmas. Patty (Jones) completará el cuarteto cuando sea quien llame a las chicas por una aparición en el subterráneo de la ciudad y decida que ese trabajo es mejor que el que tenía. No faltará el profesional escéptico que diga que lo que hacen las mujeres es una estafa, papel genialmente interpretado por Bill Murray (protagonista de la saga anterior). También hacen cameos Dan Aykroyd, Ernie Hudson y Sigourney Weaver, otorgando su aprobación para la nueva generación. Lo cierto es que el gran problema de las no muy experimentadas cazadoras llegará porque un demente quiere abrir un portal para que los seres de otro plano dimensional invadan la tierra.

Con recorrido

Kristen y Melissa tienen vasta experiencia en la cinematografía cómica, y Katty y Leslie son parte del programa “Saturday Night Live”. Un largometraje disfrutable que en algún momento se pone tenso por la cantidad exagerada de gags con la intensión de nunca hacernos olvidar que estamos viendo una comedia. Completamente innecesario y por lo que muchas escenas parecen forzadas. Como también se trata de una pieza de ciencia ficción, vale aclarar que el filme cuenta con los efectos especiales esperados, nada extraordinario que sí podría haber hecho la diferencia, y pocos pero imperdonables errores de CGI (imágenes generadas por computadora).